Empresas agrícolas de posproducción reclaman más atención de los gobiernos para poder crecer

15/06/2017.- Según el especialista en negocios agrícolas Martin Webber, se trata de un sector intermedio "ausente" que requiere ayuda de las autoridades para su promoción, pues todavía "falta mucho por mejorar" y no existe una visión "clara" por parte de los sectores público y privado.

Expertos y dueños de empresas dedicadas a las fases posteriores a la producción de alimentos reclamaron hoy en Roma más atención de los gobiernos para seguir creciendo y tapar los agujeros que aún existen en el mercado.

Desde la producción hasta la venta de alimentos hay una cadena en la que multitud de empresas operan aportando valor añadido con tareas como el procesamiento, el empaquetado o el transporte, recordó el especialista en negocios agrícolas Martin Webber en una conferencia.

A su juicio, se trata de un sector intermedio "ausente" que requiere ayuda de las autoridades para su promoción, pues todavía "falta mucho por mejorar" y no existe una visión "clara" por parte de los sectores público y privado.

Webber llamó a desarrollar grupos empresariales que ofrezcan nuevos servicios para proporcionar a la agricultura maquinaria, crédito, acceso a mercados y demás necesidades, de forma que puedan crecer, utilizar sus conocimientos locales y generar empleos en las zonas rurales, entre otros objetivos.

El consultor aludió a las oportunidades que, por ejemplo, existen en el mercado de las exportaciones de mango desde Burkina Faso hasta Europa, que antes debían pasar por Ghana para ser procesadas, o en la ciudad senegalesa de Tambacounda, rodeada de cultivos y lugar de tránsito.

Los parques industriales, los corredores agrícolas, las zonas económicas especiales o la construcción de infraestructuras son algunas de las opciones que los países tienen para desarrollar su industria alimentaria, apuntó.

En los últimos años han surgido iniciativas para aumentar la productividad agrícola como el llamado Corredor de crecimiento agrícola del sur de Tanzania, el proyecto Flat6Labs en Egipto para impulsar empresas emergentes del sector o la fundación Jalisco, que busca importar modelos de negocio exitosos a los pequeños productores de ese Estado mexicano.

Procedente de Etiopía, el propietario de la compañía local Omega Farms, Daniel Gad, lamentó lo distante que se encuentra el Gobierno del sector privado y el impacto que pueden tener sus políticas en la actividad industrial y comercial.

Comentó que su negocio, basado en la venta de hortalizas y verduras frescas a Europa y Oriente Medio, tendrá que reorientarse después de que las autoridades etíopes se muestren ahora más interesadas en promover el consumo local de una población que ha aumentado rápidamente y vive con más expectativas.

Peace Byandusya, empresaria que dirige un centro de entrenamiento de agricultores para el cultivo de champiñones en Uganda, destacó la necesidad de disponer de servicios extensivos que mejoren la producción y de obtener datos sobre lo que ocurre en el campo.

"Nuestros capacitadores -que ya han entrenado a unos 100.000 productores en todo el país- son también agricultores, nos dan información y controlan la calidad de los productos", detalló Byandusya, que dijo que también enseñan a reaprovechar los desechos agrícolas y manejar los recursos financieros.

Fuente: http://www.hortoinfo.es